Etiquetas

, ,

scottweiland

Descanse en paz Scott Weiland. Una pérdida que duele. Se va un artista de verdad, con un talento y una voz púrpura que no se merecía un final así. De hecho nadie lo merece.

A Scott Weiland lo conocimos en persona en el 2001, en una visita promocional a Madrid, a la que acudió para defender el disco de Stone Temple Pilots “Shangri La Dee Da”. Acompañado del guitarrista del grupo Dean De Leo, y de un cuidador personal, Weiland luchaba por mantener su sobriedad. Completamos un plan de promo muy extenso con entrevistas con los principales medios de rock y prensa diaria. Y una rueda de prensa que empezó casi una hora tarde (Weiland encerrado en su habitación), pero que estuvo a la altura del nombre del grupo.

Scott Weiland era artista inquieto, a pesar de sus adicciones, y no paró de trabajar durante una trayectoria en la que obtuvo el éxito masivo con STP y con la súper banda Velvet Revolver. Enorme talento, auto destrucción masiva. Además de discos como “Core” o “Purple” y canciones como “Vasoline”, “Sex type thing”, “Interstate love song” o “Plush”, recomendamos aquí su primer álbum en solitario. “12 bar blues” es un disco de espíritu carnavelesco en el que se apartaba totalmente del sonido grunge de su grupo grande, para encontrarse a si mismo y experimentar con instrumentos como el acordeón, la caja de ritmos, el piano, los sintetizadores o el cello. Weiland contó con la ayuda de un equipo de lujo que incluía al productor Daniel Lanois, el pianista de jazz Brad Mehldau, Sheryl Crow (tocando el acordeón) y el bajista de Porno For Pyros Martyn LeNoble

RIP Scott Weiland

Anuncios